20 sept. 2007

Olvido Blanco


Vestida de viento,
deambulo
como espíritu de invierno.

Envuelta en hojas,
mis pasos resuenan
como cadenas rotas.

Frías se condensan las gotas,
como llagas en mi piel.

Me deslizo,
ánima perdida
sobre el aire
gris y mudo.

Para detenerme
a esculpir formas
en la niebla.

Niebla que todo abarca,
que todo toca.

Niebla que gobierna.
El olvido blanco de tu memoria.


14 de Junio de 1998.

1 comentario:

Selva sombra dijo...

La niebla tiene un encanto para mí, como igual llegan tus versos, con la magia de sus decires.

Besos,
Migdalia